La columna de Albert Molinari: ”Rápida reacción”

La columna de Albert Molinari: ”Rápida reacción”

ALBERT MOLINARI

La semana pasada fui realista y un poco severo. La situación no es para menos. Pero como apunté también, mantengo la fe en la gestión de Jordí Martí. Y veo que no voy errado.

La dirección del equipo en la cancha no puede recaer en un chico de 18 años. Al igual que Ricky tubo a Elmer Bennett y Marcelinho Huertas en sus inicios, es lógico que Dimitrijevic tenga apoyo de jugadores más expertos y de diferente perfil. Este año la (gran) apuesta era Dominic Mavra. Por lo demostrado, un error su llegada. Aunque calidad tiene de sobras, si no transmite y dirige, no servirá de nada. Y un equipo de Liga Endesa no puede estar sin referente en el puesto de base.

Y en eso ha estado trabajando los últimos días la directiva y este miércoles se ha cerrado la llegada de Maalik Wayns. Para quién no lo conoce, es un base de 26 años y 1.85 que recuerda a André Turner en su tiro, su capacidad de penetrar y su velocidad. Sería un regalo que pudiese llegar a las cotas del añorado base que llevó al Joventut a ganar la Copa del Rey en 1997.

De momento, dejemos que debute ante el Real Betis y veamos cómo se adapta. Es un anotador claro, veloz y con experiencia en NBA y Europa.

Esta llegada debe calmar las ansias de Mavra y dosificar a Richard, que coincidió unos partidos con Wayns la temporada pasada en Israel. También conseguir abrir el campo y jugar el 2×2 con los pívots, o el ansiado pick&roll con los ala-pivots. Más juego de equipo, más espacios, mayor capacidad de decidir.

Es la última bala que le queda de crédito a Diego Ocampo. Tocan 3 partidos en casa de los próximos 4. Se deberían ganar dos por lo menos para calmar las masas y respirar un poco.

Foto: Jordi Valle (Jornada Previa)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *